pasos para construir una pared desde 0

La construcción de una vivienda o habitación se inicia con una pared, no obstante, en la actualidad existen diferentes materiales y métodos de construcción que facilitan el trabajo, así como permiten un mejor uso de los recursos disponibles. Es por ello que, te invitamos a leer nuestro artículo y conocer paso a paso cómo construir una pared desde 0.

Diferentes materiales para construir una pared

Para construir una pared se requieren de diferentes materiales, así mismo, una pared se compone de tres partes importantes:

  • Base o cimientos: es una estructura que se encuentra bajo tierra, cuyo fin es transmitir las cargas de la edificación. También, se le conoce con el nombre de zapata o base de hormigón.
  • Bloques o ladrillos: permiten el levantamiento de la pared y son esencialmente de tres tipos: ladrillos de barro, bloques de cemento y cerámicos huecos. Por supuesto que existen otros materiales que se utilizan con menor frecuencia para la construcción de una pared, por ejemplo: la piedra o roca, ladrillos de vidrio, entre otros, que son usados con fines decorativos para destacar o diferenciarlas del resto de las paredes.
  • Viga de corona: es la estructura que se localiza en la parte superior de la pared.

Para la construcción de los cimientos y viga de corona, se necesita una estructura o armazón de acero recubierto con hormigón. Su fabricación depende del tipo de edificación a construir. Para pegar o unir los bloques o ladrillos se requiere de una mezcla conocida como mortero, que se elabora a partir de arena, agua y cemento.

Paso a paso sobre cómo construir una pared

Para empezar, a la hora de saber cómo construir una pared necesitamos conocer las dimensiones de la misma, ya que, la cantidad de materiales varía en función de tamaño de la pared. No obstante, el proceso de construcción es muy similar.

Revisa los cimientos

Los cimientos son la base de la pared y esta se encuentra bajo tierra. Es recomendable que verifiques si son verdaderamente estables, ya que, la pared podría derrumbarse.

El ancho de los cimientos debe tener al menos, el doble de ancho del bloque o ladrillo. De la misma forma, es preciso que la base tenga un buen drenaje que evite la acumulación de agua.

Barras de medición

Coloca en los extremos donde ubicarás la pared, barras o tablas de madera, las cuales servirán como guía para nivelar y medir cada hilera de ladrillos. Estas barras deben estar estables y niveladas, y con la ayuda de una cuerda podrás guiarte para ir colocando uno a uno los ladrillos.

Realiza una prueba

Coloca a manera de prueba la primera hilera de ladrillos, tomando en consideración la cantidad de mortero que utilizarás entre cada ladrillo, te recomendamos una separación mínima de ½ cm la cual deberás llenar con la mezcla. Realiza unas marcas en las barras de medición y establece la altura de la primera hilera.

Aplica una capa de mortero

Una vez realizada la prueba retira los ladrillos, humedece la superficie y aplica una capa de mortero distribuida de manera uniforme. Esta primera capa debe tener al menos 1 cm de espesor, las demás pueden ser de ½ cm aproximadamente. La cantidad de mortero también depende del tipo de pared.

Coloca la primera fila de ladrillos

Previamente, puedes humedecer los ladrillos para una mejor adherencia del mortero, pero evita que derramen agua, ya que podría dañar la mezcla. Para colocar el primer ladrillo debes presionarlo suavemente hacia la mezcla, revisa que esté nivelado con la ayuda de la cuerda guía.

Para ubicar el segundo ladrillo (al lado del primero), coloca un poco de mortero en su extremo (½ cm de espesor) y presiónalo hacia el primer ladrillo. Continúa colocando los ladrillos hasta llegar al otro extremo, retira los restos de mezcla de mortero que observes.

Da firmeza y estabilidad a la pared

Para ubicar la siguiente fila de ladrillos debes subir la cuerda guía para mantener la misma altura en cada hilera. Te recomendamos iniciar la segunda fila con la mitad de un ladrillo, esto permitirá que cada ladrillo quede sobre otros dos, ofreciendo una mayor firmeza y estabilidad a la pared.

Agrega la cantidad de ladrillos necesarios

Sigue colocando hileras de ladrillos hasta obtener la altura deseada de la pared. Finalmente, retira los excesos de mortero y revisa que todas las hileras estén niveladas.

Es importante que dejes reposar la pared antes de realizar cualquier otro trabajo. Si es una pared externa la cual no necesita algún tipo de recubrimiento, puedes atreverte a colocar alguna hilera de ladrillos de forma diferente para ofrecer un toque personal. Con estos pasos esperamos que hayas aprendido a cómo construir una pared de ladrillos.

Pero nunca está demás consultar con profesionales como Reiteman, ya que somos un empresa de reformas en Madrid con una larga trayectoria profesional. Contacta con nosotros en el 685 126 265.

¿Qué es y para qué sirve el detentor del radiador?

Compartimos mucho de nuestro tiempo con este artefacto, en especial en las épocas del año más frías, y sin embargo, aun no lo conocemos del todo. Se trata de los radiadores de calefacción central, cuya función es transmitir el calor de la caldera a todo tu hogar. En Reiteman sabemos la importancia de cada detalle en tu vivienda, y por eso queremos contarte sobre todo al respecto de tus radiadores. Hoy es el turno del detentor del radiador, una pieza imprescindible para los radiadores centrales del que sabrás más a continuación.

¿Qué es el detentor del radiador?

El detentor es un dispositivo en forma de válvula, que es el encargado de regular la salida del agua del radiador. Usualmente, se sitúa en uno de los extremos inferiores del radiador y su principal función es controlar el flujo de agua en su salida y el tiempo de permanencia dentro de los elementos del radiador. Algo realmente útil, sobre todo, durante trabajos de mantenimiento, obras y sustitución. 

¿Para qué sirve?

Básicamente, el detentor sirve para evitar molestias y costes innecesarios permitiendo independizar el radiador de la calefacción central. Además, con un detentor el proceso de “llenado y vaciado” del radiador ya no será necesario. Y es que con esta pieza, se evitaran pérdidas importantes de agua y posibles daños en la instalación. Un elemento un tanto pequeño, en comparación de los grandes beneficios que ofrece.

Consejos para sacar máximo partido a los radiadores

Además del uso del detentor para potenciar el uso de tu radiador, existen algunas claves para eso. A continuación te mencionaremos algunos consejos para sacar máximo partido a los radiadores:

  • Ni tapas, ni pintura: para mejorar el funcionamiento de un radiador, lo más aconsejable es evitar taparlo con muebles o cortinas pesadas que dificulten el paso del calor. Tampoco se recomienda pintar un radiador, puesto que, cuantas más capas de pintura mayor será la dificultad para trasmitir el calor.
  • Limpieza y mantenimiento: una limpieza periódica, es fundamental para mantener el funcionamiento de tu radiador en buen estado. Utiliza un paño suave y deslízalo por su superficie al menos 1 o 2 veces por semana.
  • Purgar antes de encender la calefacción: ¿meses sin utilizar tu radiador? Es probable es que esté lleno de bolsas de aire que puedan generar problemas al encender la calefacción. Purga tu radiador para evitar ruidos extraños y daños graves en la instalación.

Conocer sobre todas las partes de tu radiador y como sacar el máximo provecho de ellas, es una forma ideal para optimizar cada aspecto de tu vivienda.

Cómo quitar el radiador de calefacción central

Cuando llega la época de invierno y el frío se hace cada vez más presente, no hay nada mejor que contar con un buen sistema de calefacción en casa. Sin embargo, sabemos que nada dura para siempre y que en ocasiones hay que sustituir algunos elementos de nuestros sistemas. Es por eso, que en este post hablaremos sobre cómo quitar el radiador de calefacción central al igual que ya hablamos de cómo purgar radiadores antiguos.

¿Qué debes saber sobre la calefacción central?

Tener un sistema de calefacción central es la mejor manera de distribuir el calor en un conjunto de viviendas. Y es que de esta manera garantiza una mayor eficiencia en la calefacción e incluso puede representar un ahorro económico. Esto se debe a que un sistema de este tipo más que un gasto, se convierte en una inversión, ya que es mucho más económico realizar una instalación que lo controle todo desde un solo lugar. Además es capaz de ofrecer un mejor rendimiento.

En este tipo de instalaciones, la caldera está ubicada en una zona común y no dentro de las viviendas que se beneficien del sistema de calefacción central. Eso sí, para esto se deben cumplir ciertos requisitos que se estipulan en la normativa vigente. Por otra parte, el coste de mantenimiento de una calefacción central, generalmente es mucho más bajo que la suma de los gastos que representarían los sistemas de calefacción individual.

Pasos para quitar el radiador de calefacción central

Lo primero que debes saber, aunque sea evidente, es que el mejor momento para desmontar los radiadores es durante el verano, ya que en esta época del año no están funcionando, por lo tanto están fríos y es más sencillo manipularlos. Luego, existen una serie de pasos para quitarlo sin problemas:

  1. Asegúrate de que el radiador no muestre ningún daño visible antes de desmontarlo.
  2. Cierra el paso del agua. Para esto es necesario que cierres por completo la llave que genera el suministro de agua al radiador. Lo más recomendable es usar una llave Allen, para facilitar el proceso.
  3. Procede a vaciar todo el agua que contenga el radiador. No olvides colocar un cubeta debajo del radiador para recoger el agua. Eso sí, debido a la cantidad de agua que puede estar dentro del radiador de calefacción central, es posible que debas vaciar el cubo más de una vez.
  4. Limpia el borde del tapón o los tapones del radiador. Para esto lo más recomendable es utilizar un cuter para que puedas hacerlo con mayor facilidad.
  5. ¡Ya puedes desmontar el radiador! Si ya has terminado de vaciar el radiador y has limpiado sus tapones, ya puedes proceder a quitarlo.

Con estos simples pasos podrás retirar el radiador de tu calefacción central de forma rápida y sencilla.

Y si estás pensando en cambiar tu caldera o poner una individual, no te pierdas nuestro plan renove en calefacción y que incluye instalación 

rehabilitación de estructuras de madera

Sin duda, las estructuras de madera tienen un encanto exclusivo, pero en muchas ocasiones encontrarás algunos huéspedes inesperados e imperceptibles (termitas o carcomas), que suelen ser los responsables de algunos problemas o inconvenientes en las vigas de madera. Si no realizas las acciones preventivas inmediatas puede agravarse rápidamente la situación. Para empezar, antes de saber cómo se lleva a cabo la rehabilitación de estructuras de madera, es necesario conocer las razones por las cuáles pudo verse afectada la estructura.

Al igual que ya hicimos con nuestro artículo sobre cómo restaurar puertas paso a paso, hoy veremos cómo reparar las vigas de madera y algunos consejos para el cuidado, mantenimiento y rehabilitación de las estructuras de madera.

Posibles problemas en vigas de madera

Las vigas de madera o forjados pueden presentar algunos posibles problemas que afectan ampliamente su estado, y nos lleven a la rehabilitación de las estructuras de madera. Los más comunes suelen ser las plagas, humedad y grietas. Es importante inspeccionar con rigurosidad toda la estructura de madera y verificar que no sufra ninguno de estos problemas, en tal caso, te recomendamos que algún experto evalué su estado.

Un problema muy común son las plagas

En general, cuando el problema se debe a algún tipo de plaga, por ejemplo, las termitas y carcomas, la superficie puede parecer normal, sin embargo, en su interior, la madera puede estar consumida y deteriorada, lo que comprometería seriamente la estructura de la vivienda.

Es importante que contactes con los servicios de una empresa especializada para erradicar los insectos y que estos no se extiendan por otras zonas de la casa, como: suelos, ventanas y puertas.

La exposición a la humedad

Del mismo modo, es necesario conocer que la madera es un material higroscópico (por su naturaleza absorbe agua), y la exposición a este líquido puede afectar su estado, sin mencionar que crea las condiciones ideales para los insectos. Es muy importante que identifiques de dónde proviene la humedad para poder tomar las acciones necesarias.

Grietas en las estructuras

Otro inconveniente que puede comprometer las estructuras de madera son las grietas, las cuales aparecen cuándo las vigas no soportan el peso de carga, siendo necesaria su rehabilitación, reforzamiento o sustitución. Si la madera no tiene un mantenimiento preventivo pierde su fortaleza, por lo que cede ante el peso.

¿Cómo es la rehabilitación de estructuras de madera?

Independientemente de las causas que ocasionan que las vigas de madera, que en muchas ocasiones se encuentran en casas antiguas,  puedan colapsar, debes tomar acciones para evitar que los daños sean más graves.

Del mismo modo, cuando el daño es debido a las termitas, carcomas, humedad y grietas, hay que hacer un estudio para analizar si es necesaria su sustitución o rehabilitación.

Es común sustituir la viga de madera por una nueva, cuando el daño es irreversible y se encuentra comprometida la estructura de la casa. Sin embargo, cuando esto ocurre puede ser que otras vigas o estructuras de madera estén afectadas y no lo percibamos visualmente. Para cambiar las vigas por una nueva, es necesario apuntalarlas para el resguardo de peso de carga y proceder a su sustitución.

Así mismo, también es posible realizar refuerzos en las vigas de madera con perfiles metálicos. Otro método es emplear una viga NouBau, la cual establece un sistema de montaje que, gracias al preflechado, permite absorber el peso del forjado. En el momento en que estas vigas son instaladas, las vigas de madera dejan de cumplir su función, por lo que si se rompieran o se eliminaran no pasaría nada, es por ello que, también se le conoce como sustitución funcional.

Consejos para mantener las vigas de madera

Para mantener las vigas de madera en buen estado, debes realizar una exhaustiva revisión en búsqueda de orificios y grietas. La mayoría de los insectos logran penetrar la madera a través de estos orificios para depositar sus larvas, por lo que te recomendamos aplicar algún tipo de insecticidas

Igualmente, puedes aplicar algún tipo de cera, pintura o barniz para su rehabilitación, protección y cuidado, tal vez sea necesario un lijado previo que garantice la adherencia del material.

Realmente, las vigas de madera otorgan un estilo único a tu  vivienda pero también es cierto que requieren de cuidados preventivos para mantener su fortaleza y belleza.

tuberías oxidadas

En la medida en que las tuberías oxidadas de agua, aumenta su nivel de corrosión y desintegración, lo puedes observar cuando abres la llave de tu grifo, y en algunos casos comienza a salir el agua turbia de color marrón. Esto puede ocasionar más adelante una ruptura de las tuberías, lo que generaría grandes costes en reparación y daños en la estética de tus espacios.

Para impedir este tipo de situaciones te recomendamos buscar ayuda preventiva con un fontanero especializado. Así mismo, sigue algunos consejos y métodos para mantener el buen estado de las tuberías.

¿Por qué se oxidan las tuberías de agua?

Las tuberías de agua están elaboradas de diversos materiales que pueden quedar afectadas por la oxidación, por ejemplo, hierro, acero, acero galvanizado, entre otros.

En las tuberías oxidadas ocurre un proceso de corrosión debido al contacto prolongado de los metales con el agua. Durante esta exposición al agua, se realizan enlaces químicos que afectan la integridad del metal, gracias a la presencia de oxígeno y agua.

Así mismo, existen otros factores que contribuyen a que las tuberías se oxiden con mayor rapidez, por ejemplos: los cambios de temperaturas, ya que, el agua caliente tiene efectos más corrosivos que el agua fría. Igualmente, es común que en algunas edificaciones las tuberías de diversos materiales se encuentren en un mismo lugar, afectando y acelerando el desgaste, ocasionado por diversos agentes, como: vibraciones, emisión de calor, corriente eléctrica, entre otros.

¿Qué riesgos existen?

Las tuberías oxidadas no son un elemento determinante para poner en riesgo tu salud, no obstante, lo primero que debes considerar es el tipo de material de cual están hechas las tuberías.

La mayoría de las tuberías de agua están elaboradas con hierro, y el proceso natural de oxidación que ocurre en ellas no representa un problema grave para la salud, más allá de elevar los niveles de hierro en nuestro organismo. Sin embargo, el riesgo está en que las tuberías que se obstruyan o colapsen, causando situaciones que demandarán gastos y trabajos de reparación.

De igual forma, las tuberías oxidadas otorgan un sabor metálico al agua que puede resultar desagradable al gusto, igualmente, el óxido puede dañar tu ropa al utilizar esta agua para el lavado. Así mismo, ese óxido puede manchar algunos de tus elementos del hogar como el lavavajillas, bañera, entre otros.

¿Cómo limpiar las tuberías oxidadas de agua paso a paso?

La limpieza de las tuberías oxidadas dependerá de la magnitud de óxido que posean las mismas, por lo que te recomendamos ampliamente la ayuda de un experto en el área. Es posible que algunas de las tuberías requieran ser sustituidas, pero antes de llegar a este punto te brindaremos una serie de pasos para que inicies su limpieza.

  • Para empezar, ubica un suministro de agua externo a tu casa o edificio, llena algún recipiente y busca residuos de óxidos. Si observas algunas partículas, el problema puede estar en el suministro externo.
  • De ser interno, debes cortar el suministro de agua cerrando la llave principal que alimenta la vivienda.
  • Desenrosca la tubería principal, debes agregar un químico que remueva el óxido. En el mercado existen variedad de ellos, de acuerdo al tipo de tubería.
  • Debes leer atentamente las instrucciones del químico y cumplir los tiempos de espera para que actúe de manera efectiva sin dañarla.
  • Pasado el tiempo, conecta la tubería principal nuevamente, y ábrela con máxima presión. El transito del agua permitirá que el óxido removido salga en su totalidad. Si es posible desmonta las tuberías más afectadas por el óxido y límpialas con un cepillo de cerdas duras para eliminar aún más el óxido.
  • Si parte de la tubería está muy deteriorada u obstruida, es necesaria su sustitución.

Consejos para mantener el estado de las tuberías

La presencia de óxido en las tuberías es indicio de que algo no anda bien, por lo que podemos tomar algunas acciones preventivas para evitar que la situación se agrave. Siguiendo estos consejos:

Personal especializado

En primer lugar, te recomendamos la asesoría de un personal especializado en el área, ya que, por ahorrarte algún dinero puedes agravar la situación.

Atento con el tipo de producto

Así mismo, cuando decides aplicar algún tipo de químico para eliminar el óxido debes estar atento al tipo de producto, ya que, muchas veces se aplican productos de limpieza y destape que dañan aún más las tuberías oxidadas.

Una alternativa distinta: recetas caseras

Algunas personas suelen utilizar recetas caseras para limpiar el óxido, por ejemplo: bicarbonato con limón o vinagre con sal, estas son alternativas muy efectivas cuando está comenzando el proceso de oxidación.

Pintura anticorrosiva

Puedes aplicar pintura anticorrosiva para proteger las tuberías de agentes externos y prolongar su vida útil.

Ánodos galvánicos

Los ánodos galvánicos son un tipo de instalación que se conecta en las tuberías precisamente para protegerlas de la corrosión.

Sin duda que las tuberías oxidadas son una situación que debe llamar tu atención, y más aún cuando las tuberías tienen más de dos décadas funcionando. No obstante, debes tener cuidado de los métodos de mantenimiento y prevención que utilizas.

sellar una encimera de granito

La piedra de granito es una excelente opción para colocar como encimera en nuestra casa, ya que, es un material resistente, con durabilidad y de gran belleza. Sin embargo, su composición porosa permite que se manche con facilidad, para ello te recomendamos pulir y sellar la encimera de granito, al igual que ya os dimos algunos consejos para saber cómo limpiar el granito.

Así mismo, con el paso de tiempo este sellado puede verse afectado producto del uso diario y la aplicación de químicos que se utilizan para su limpieza. Veamos a continuación algunos consejos para mantener la encimera de granito.

Consejos para mantener su encimera de granito

Para empezar, te recomendamos sellar la encimera de granito, ya que, de esta forma se evitan los daños por la humedad y manchas ocasionadas por algún líquido, sobre todo si la encimera está en la cocina.Si la encimera ya se encuentra sellada debes verificar su condición, esto es muy fácil de hacer, basta con verter un poco de agua y observar si es consumida por el granito. Si se oscurece el granito por la absorción del agua, será necesario renovar el sellado.

Sigue estos consejos para mantener la encimera de granito en condiciones óptimas:

  • Realiza un mantenimiento regular a las encimeras. Si bien es cierto que es un material resistente, debes limpiarla con regularidad.
  • A la hora de utilizar cuchillos para cortar algún tipo de alimento, no lo hagas directamente sobre la encimera, usa una tabla de picar.
  • Limpia las encimeras con agua y jabón utilizando un paño suave, evita el uso de limpiadores agresivos y esponjas abrasivas que puedan rallar la superficie.
  • Si cae alguna sustancia corrosiva limpia de forma inmediata.
  • Bajo ninguna circunstancia coloques objetos calientes directamente sobre la encimera de granito.

Pasos para pulir y sellar la encimera de granito

Si deseas pulir y sellar tu encimera de granito debes realizar los siguientes pasos:

Paso 1 Lija la superficie. Si la encimera ha perdido su sellado, lo primero que debes hacer es lijar la superficie con una esponja de pulido, comenzado desde los bordes hasta llegar al centro. Del mismo modo, si la encimera nunca ha sido sellada, tal vez sea necesario lijar su superficie para eliminar imperfecciones.

Paso 2 Limpia la encimera. Puedeshacerlo con agua y jabón o aplicando algún limpiador suave. Luego debes secar la encimera con un trapo, cuidando que no quede ningún tipo de partícula.

Paso 3 Deja secar. Es importante que las encimeras estén completamente secas, te recomendamos que las dejes reposar al menos 24 horas.

Paso 4 Aplica el sellador de granito. Aplica de manera uniforme el sellador de granito. Utiliza un trapo de fibra para cubrir toda la superficie, cuidando que no quede ninguna parte sin sellador.

Paso 5 Deja reposar el sellador. Por lo general para sellar la encimera de granito de forma correcta, se necesita aproximadamente 20 minutos para que la superficie quede completamente impregnada.

Paso 6 Aplica una segunda capa. Para sellar la encimera de granito de manera óptima, se necesitan dos capas de sellador. No obstante, debemos leer las instrucciones del producto.

Paso 7 Dale brillo. Finalmente, una vez que está seca la segunda capa del sellador, dale brillo utilizando un trapo seco.

Las encimeras de granito una vez selladas, tendrán un brillo y una belleza única. Te recomendamos utilizar guantes y una máscara protectora para evitar inhalar los gases del producto. Es importante saber que el sellado tiene una duración aproximada de 5 años, por lo que deberás realizar nuevamente el proceso para proteger y sellar la encimera de granito.

Cocinas de obra: Características y Ventajas

En la actualidad, las tendencias modernas y un tanto futuristas han abarcado todo lo relacionado con interiorismo y decoración. Sin embargo, hay quiénes a pesar de los cambios, siguen apostando por el estilo rústico o industrial para sus viviendas. Para esos amantes de lo tradicional, existe una tendencia ideal para ambientar una de las habitaciones más importantes de la vivienda. Se trata de las cocinas de obra, un estilo de cocina de la que queremos hablarte.

Así que continúa leyendo para enterarte de las características y ventajas de tener una cocina de obra en tu vivienda. 

¿Por qué hacer una cocina de obra?

En las cocinas de obras, la mayoría de los elementos están construidos gracias a la reforma de albañilería. En pocas palabras, cocinas construidas a medida en vez de fabricadas. Un estilo procedente de la antigüedad rural, y que hoy sigue siendo tendencia en el inmenso catálogo de diseños para las cocinas actuales. Y es que gracias a su resistencia, diseño, durabilidady demás características que te mencionaremos en el siguiente punto, las cocinas de obra son una de las mejores opciones para agregar a tu vivienda.

Características de una cocina de obra

Al igual que cualquier otro estilo de cocina, las cocinas de obras gozan de algunas características muy peculiares que las diferencian del resto. A continuación te mencionaremos las más destacadas:

Practicidad

En las cocinas de obras, la practicidad suele ser una de sus características más evidentes. Utilizar diseños abiertos y dejar todo “a la vista”, es algo que las convierte en cocinas totalmente prácticas.

Versatilidad

No cabe duda que las cocinas de obra van a la perfección con el estilo rustico, pero no solo con él. Gracias a la facilidad de manejo de sus materiales, pueden tener cualquier forma y adaptarse a otras tendencias como la industrial o minimalista.

Ventajas de hacer una cocina de obra

Además de sus características, que en definitiva lo convierten en un estilo ideal, las cocinas de obra también suponen una gran cantidad de ventajas. En cuanto a materiales, los que más suelen emplearse para su construcción son el micro cemento, el ladrillo y la escayola, aclamados por su durabilidad y sus precios asequibles.

Por otra parte, a diferencia de las cocinas prefabricadas, las cocinas de obras requieren menor tiempo de ejecución. Por último, el diseño elegante y creativo que estas cocinas poseen, añade un valor agregado (y único) al diseño completo de tu vivienda. 

¿Qué elementos tener en cuenta para una cocina de obra? 

Por lo general, empresa de reformas encargada de tu obra son quienes deben estar al tanto de todo lo relacionado con tu cocina. Sin embargo, existen algunos elementos que hay que tener en cuenta para la realización de las cocinas de obras. Aunque se tenga claro que toda la cocina será fabricada a medida, es necesario prestar suma atención a las medidas de los muebles, puesto que se trata de piezas únicas y fundamentales que requieren mucho cuidado.

En cuanto a la decoración, lo ideal es agregar un toque campestre o rural a través de elementos vintage o antiguos, que hagan lucir el espacio como una cocina de obras verdadera. Finalmente, es necesario tener cuidado con el color y los tonos sombríos. Para este estilo, los colores vivos son los más recomendados.

Y tú, ¿ya has pensado cómo hacer tu cocina de obra?

Nueva tendencia: Muebles pintados a la tiza

Una nueva tendencia de estilo decorativo, son los muebles pintados a la tiza, cada vez son más las personas que se unen a la reutilización de las cosas viejas y anticuadas presentes en su vivienda, ya sea, por razones ecológicas, económicas o por estar en la vanguardia de los estilos decorativos.

Sin duda, el efecto que se obtiene de aplicar la pintura a la tiza o chalk paint ha logrado revolucionar la decoración de interiores. Es por ello que, al igual que ya hablamos de cómo restaurar puertas, aquí te explicaremos por qué restaurar los muebles con pintura a la tiza es tu mejor opción. Así como, los pasos a seguir para la restauración de tus muebles.

¿Por qué restaurar los muebles con pintura a la tiza?

Para empezar, la restauración de muebles pintados a la tiza supone un uso más responsable de los recursos, además de ser una alternativa sencilla y fácil de realizar, sin necesidad de contar con grandes herramientas y equipos.

Del mismo modo, la restauración de los muebles pintados a la tiza permite recuperar y renovar esos muebles viejos y antiguos, sin necesidad de una gran inversión, tampoco es necesario lijar o imprimar previamente los muebles antes de pintarlos, debido al poder de adherencia de la pintura.

Los resultados que se obtienen en los muebles pintados a la tiza se han convertido en tendencia en los últimos años. Tus muebles lucirán un acabado extraordinario. Igualmente, puedes jugar con las capas de pinturas y sus tipos para obtener distintos efectos, por ejemplo: texturizado, suave, empolvado, encerado y desgatado.

Paso a paso para muebles pintados a la tiza

La pintura a la tiza puede aplicarse sobre distintas superficies, como tela, madera, metal, entre otras. Veamos cómo pintar paso a paso muebles a la tiza:

Limpia bien el mueble a pintar:

Muchas veces son muebles que solemos tener guardados y están recubiertos de mucho polvo. Basta con pasar un cepillo para eliminar ese polvo. En caso de grasa se puede limpiar con una esponja utilizando agua y jabón.

Revisa bien el mueble en busca de imperfecciones

Si bien es cierto que la pintura a la tiza no requiere de un proceso previo de preparación, no quiere decir que el mueble no pueda presentar alguna imperfección que solicite de algún lijado previo o tratamiento especial.

Protege algunas partes de muebles

Dependiendo del tipo de mueble que vayas a pintar, debes proteger y de ser posible quitar alguna parte del mueble que no deseas pintar.

Aplicación de la pintura

Para obtener acabados profesionales en los muebles pintados a la tiza, te recomendamos utilizar una brocha mediana de celdas suaves. El número de capas de pintura dependerá de tipo de acabado que desees.

Deja secar

Una vez aplicadas las capas de pintura es necesario que estas se sequen completamente. Para obtener ese acabado envejecido estilo vintage, puedes utilizar una lija suave en las partes más amplias hasta conseguir el efecto deseado.

Finaliza aplicando una crema protectora

La misma aportará a tus muebles una protección extra para su preservación frente a rasguños o golpes. Así mismo, puedes aplicar algún tipo de barniz que de brillo y protección.

También, es importante tener claridad del efecto que deseas alcanzar con la pintura a la tiza, ya que, hay algunos efectos, por ejemplo, que requieren la aplicación de dos colores de pintura.

Sin duda, los muebles pintados a la tiza ofrecen resultados asombrosos, otorgando un nuevo aire y estilo a tu vivienda, además de hacernos sentir cierto regocijo al lograr restaurar ese mueble viejo que creímos desfasado. Por lo tanto, si estás cansado de mismo look en tus muebles, te invitamos a probar un cambio sorprendente utilizando pintura a la tiza.

trucos para quitar el moho en las paredes

Añadimos un nuevo artículo de consejos a nuestra categoría de consejos, esta vez: Cómo quitar el moho en las paredes.

Continuamente te esfuerzas por mantener tu vivienda completamente limpia e higiénica para toda tu familia, sin embargo, debido a múltiples causas te puedes encontrar la presencia de moho en las paredes, que más allá de arruinar la estética de tus paredes, también puede afectar tu salud. Por ello, hoy veremos como quitar el moho.

Una vez que el moho está presente en las paredes de tu casa, como toda bacteria busca propagarse, por lo que liberan ciertas partículas que son perjudiciales para tu organismo y el de toda la familia. Estas ocasionan enfermedades relacionadas con nuestro sistema respiratorio, por ejemplo, cuadros gripales y reacciones alérgicas.

No obstante, en este post te brindaremos algunos trucos para quitar el moho de las paredes de forma rápida y efectiva. 

¿Por qué se forma el moho en las paredes?

Existe una gran variedad de moho, que pueden aparecen en las paredes de tu vivienda, pero el más común, es el moho conocido como “moho negro” el cual se forma debido a ciertas condiciones ambientales que facilitan su crecimiento y propagación.

Sin duda, que la humedad es uno de los desencadenantes que permite que el moho en las paredes se propague con facilidad, esto puede deberse a la condensación, producto de las condiciones climáticas.

Sin embargo, una de las causas más comunes por la cual puedes tener moho en las paredes, es debido a un problema de filtración. Si no se cuenta con una impermeabilización adecuada en los techos que impida la humedad proveniente del exterior, estos se vuelven verdaderas esponjas para estos organismos. Esto suele ocurrir en edificaciones viejas cuyo mantenimiento del techo ha dejado de realizarse.

Así mismo, puede deberse a alguna situación con una tubería o drenaje que con el paso de tiempo, ha comenzado a filtrar, ocasionando que la humedad circule poco a poco por las paredes creando las condiciones ideales para la formación de moho.

3 trucos para quitar el moho en las paredes

Por fortuna, existen algunos trucos que están al alcance de tu presupuesto que te permiten eliminar el moho de tus paredes. Entre ellos destacan:

El vinagre blanco, para eliminar todo tipo de moho

El vinagre blanco tiene propiedades antimicóticas y antibacterianas que le permiten actuar efectivamente sobre las paredes donde se encuentra el moho.

Para ello, solo debes seguir los siguientes pasos:

  • Vierte el vinagre blanco en un rociador.
  • Aplícalo directamente sobre la superficie afectada.
  • Dejar que actúe durante 10 minutos aproximadamente.
  • Limpia con una esponja.
  • Enjuaga con agua y jabón.

Lejía, ideal para eliminar las manchas de moho

La lejía es un excelente compuesto, gracias a su poder fungicida y bactericida que sirve para eliminar las manchas de moho de las paredes, evitando que se vuelvan a formar. Para ello aplica la solución en la pared afectada con ayuda de una esponja y frótala hasta que el moho desaparezca por completo. Recuerda usar guantes cuando apliques este producto, ya que puede perjudicar tus manos.

Agua oxigenada, posee propiedades antibacterianas

El agua oxigenada también posee propiedades antibacterianas que permiten actuar sobre la superficie afectada. Para quitar el moho de las paredes, vierte el agua oxigenada en un rociador, luego aplícalo sobre el moho. Deja reposar durante unos minutos y frótala con una esponja o cepillo. Finalmente, puedes limpiar la superficie con un trapo húmedo o verter agua para enjuagarla.

Estos tres trucos te permiten eliminar el moho de tus paredes, pero también puedes instalar un deshumidificador en aquellos espacios donde exista mucha humedad. Así mismo, debes tener presente que si tienes algún problema de filtración tarde o temprano el moho volverá a aparecer producto de la humedad, por lo que deberás reparar ese problema lo más pronto posible, ya que, también ocasionará daños a la estructura de tu hogar.

Pero como decimos, si tienes cualquier tipo de problema de humedad y de filtraciones que haga que aparezca el moho, lo mejor es optar por profesionales que lo reparen para evitarlo en un futuro.

En Reiteman, empresa de reformas que trabaja en toda la Comunidad de Madrid, contamos con una amplia red de profesionales en todos los ámbitos que te ayudarán y asesorarán. ¡Contáctanos!

Trucos caseros para quitar el óxido

Con el paso del tiempo es común que el metal comience a oxidarse presentando manchas de color marrón y verde. Esto ocurre cuando se encuentran expuestos a elementos climáticos, ya sea porque abandonaste el objeto en el jardín al aire libre o producto de la humedad constante presente en el ambiente. Por ello, hoy vamos a ver trucos para saber cómo quitar el óxido.

¿Cómo quitar el óxido de hierro?

Para empezar, es importante determinar el grado de oxidación que tiene el objeto, ya que, si el mismo se rompe o desintegra con facilidad quizás sea muy tarde para intentar recuperarlo. Es por ello, que debemos cuidar los objetos metálicos del óxido, para conservar así su vida útil.

Existen diversas formas de cómo quitar el óxido, así mismo, para frenar la oxidación, entre ellas te presentamos 5 trucos caseros de fácil aplicación.

vinagre

Una de las formas más utilizada para quitar el óxido de hierro es aplicando vinagre blanco, la composición química de este líquido permite reaccionar frente al óxido y removerlo de inmediato. Este procedimiento resulta ideal para objetos pequeños que puedas sumergir en esta sustancia. Para ello, debes seguir las siguientes instrucciones:

  • Llena un recipiente con vinagre blanco y sumerge el objeto oxidado.
  • Deja reposar durante la noche (puedes dejar varios días para una mejor efectividad).
  • Frótalo con alguna esponja abrasiva o cepillo de celdas gruesas y duras pero sin rayar los objetos.
  • Limpia con abundante agua y seca con un paño.

Para objetos grandes puedes aplicar el vinagre directamente sobre la superficie oxidada con ayuda de un rociador.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es un material fácil de encontrar y de bajo coste que te servirá para renovar esos objetos oxidados.

  • Mezcla en un envase el bicarbonato de sodio con un poco de agua, hasta obtener una mezcla espesa.
  • Aplica esta mezcla sobre la superficie oxidada y deja reposar hasta que este seco.
  • Remueve los retos con un cepillo o esponja.

Zumo de limón y sal

El jugo de limón al igual que el vinagre tiene ácidos que ayudan a quitar el óxido de hierro en los objetos metálicos. Esta alternativa también es recomendada para manchas de óxido que puedas tener en alguna prenda de vestir.

  • Realiza una mezcla homogénea con el jugo de varios limones y la sal.
  • Aplica sobre el objeto oxidado y déjalo reposar, luego frota con un cepillo.

Para quitar una mancha sobre una prenda de vestir, añade la mezcla sobre la mancha y viértela en un envase con agua caliente. Déjala reposar y al cabo de una hora enjuaga con abundante agua y jabón.

Con papel aluminio

El papel aluminio ofrece la ventaja de acceder a grietas o hendiduras presentes en los objetos. Para limpiar con papel aluminio debes recortar varias tiras de unos 5 centímetros aproximadamente y humedecerlas en agua, para luego frotar inmediatamente el metal oxidado y verás como el óxido va desapareciendo.

Coca-Cola

Otra alternativa que ha ganado mucha popularidad en los últimos años de cómo quitar el óxido, es usando Coca-cola, el proceso es similar a los que te hemos explicado anteriormente.

Si se trata de objetos pequeños sumerge los mismos en esta bebida y déjalo reposar hasta que los ácidos fosfóricos presentes en el refresco reaccionen sobre el óxido.

Sin duda, existen diversas formas que te permitirán recobrar ese brillo natural de tus objetos, pero lo más importante es detener el proceso de oxidación que no solo puede terminar con la pérdida de objeto, sino que también puede comprometer tu salud.

Si quieres llevar a cabo una reforma en tu vivienda o local, en Reiteman, empresa de reformas integrales que trabaja en toda la Comunidad de Madrid, contamos con grandes profesionales que te ayudarán y asesorarán a transformar tu vivienda/local según tus necesidades. ¡Contáctanos!