Suelo laminado: tipos, ventajas y desventajas

El suelo laminado es un tipo de suelo de madera y una excelente alternativa para reformar tu suelo, con él podrás darles un nuevo aspecto a tus estancias en poco tiempo, ya que, su sistema de instalación es rápido y sencillo. Además, este tipo de pavimento puedes instalarlo directamente sobre tu desgastado suelo.

No debemos confundir el suelo de tarima con el suelo laminado, aunque  el suelo laminado se integra muy bien con cualquier estilo decorativo, cuenta con una relación calidad-precio muy atractiva, presentando una amplia gama de diseños, colores y modelos tanto para interiores como exteriores. Existen diversos acabados que imitan de forma realista la madera u otros materiales, veamos más sobre ellos.

Tipos de suelo laminado

Un suelo laminado está compuesto por varias capas de diferentes materiales, generalmente derivadas de la madera, que otorgan características únicas para poder resistir el tráfico constante. La siguiente clasificación explica el grado de resistencia a la abrasión:

·      Suelo laminado de uso doméstico moderado: uso residencial, ideales para habitaciones y dormitorios.

·      Suelo laminado de uso doméstico general: para suelos de uso medio, como salones y salas de estar.

·      Suelo laminado de uso doméstico intenso: de mayor resistencia, para salones y pasillos.

·      Suelo laminado de uso comercial general: su uso es intermedio, es ideal para oficinas, boutiques y tiendas comerciales.

·      Suelo laminado de uso comercial intenso: es perfecto para áreas de alto tráfico, por ejemplo: escuelas, almacenes, supermercados, entre otros.

De igual forma, según su proceso de fabricación se pueden distinguir dos grandes tipos de suelos laminados:

·      De presión directa: está compuesto por 4 capas, que aportan una gran resistencia y durabilidad. Se pueden instalar en vivienda y comercios con tránsito intermedio.

  • De alta presión: fabricados con 7 capas, para instalarse en lugares públicos de alto tránsito.

Ventajas y desventajas:

El suelo laminado se caracteriza por imitar de manera excelente la madera, no obstante, te recomendamos que consideres las ventajas y desventajas que ofrece este tipo de pavimento antes de decantarte por una opción.

Ventajas

  • Su instalación es rápida y sencilla.
  • Se puede instalar sobre otros pavimentos sin necesidad de retirar el anterior.
  • Tiene un precio accesible en comparación a otros revestimientos.
  • Posee una belleza estética, con diversidad de colores y acabados.
  • Es fácil de limpiar y mantener, solo no debes aplicar ningún tipo de producto abrasivo.
  • Evita la proliferación de bacterias y hongos.
  • Tiene una gran resistencia y durabilidad, tiene en consideración el tipo y la calidad del suelo.

Desventajas

  • Algunos tipos de suelos laminados de baja calidad, pueden producir una descarga electrostática, ya que, no fueron tratados antiestáticamente.
  • Cuando se daña no puedes lijarlo o rellenarlo para renovar o reparar su aspecto.

Sin duda, el suelo laminado se ha convertido en una opción inmejorable ante el tradicional suelo de madera, debido principalmente a sus precios competitivos y el mantenimiento sencillo, no obstante, recomendamos que su instalación sea realizada por profesionales en área para que no corras el riesgo de sufrir algún tipo de inconvenientes en sus juntas o bordes. 

Así mismo, en Reiteman contamos con un equipo de especialistas dispuestos a asesorarte y aclarar cualquier duda, sobre el tipo de suelo laminado que mejor se adapta a tus espacios.

Techos de pladur: ¿Qué tener en cuenta y cuál es su precio?

El pladur es un material que se encuentra en el mercado desde hace unas décadas, mayormente se utilizaba en áreas comerciales y locales, sin embargo, ahora emerge para ubicarse como la opción favorita para las viviendas. Son muchas las ventajas que aportan los techos de pladur a una vivienda, pero es necesario conocer algunos aspectos antes de instalarlo. Veamos a continuación qué debes tener en cuenta y el precio de la instalación de los techos de pladur.

¿Qué tener en cuenta antes de poner techos de pladur?

Ya hablamos en general de cómo colocar pladur paso a paso pero debemos de aclarar que antes de decantarte por este material para transformar el techo de tus espacios es importante que tengas en cuenta algunos aspectos, por ejemplo:

La altura

El techo de pladur requiere de unos centímetros para instalar la estructura que lo soporta, además, si el techo se estás colocando para ocultar instalaciones de aire acondicionado o bombas de calor por conducto, hay unos centímetros que se necesitan, en este caso si tu techo original no tiene buena altura es una mala idea optar por un sobre techo, sea de pladur o de otro material.

Corregir problemas de humedad o filtración

Este es un problema que debe corregirse antes de la instalación, muchos clientes optan por ocultar las manchas de humedad que pueda tener el techo sin mirar la causa que las origina, efectivamente hay un tipo de pladur que soporta muy bien la humedad, pero no la corregirá. Posteriormente pueden surgir inconvenientes que ameriten el desmontaje del techo de pladur, y se corre el riesgo de perder parte del material ya utilizado. Presta atención a este detalle.

Los tipos de pladur para el techo

El pladur es un material que se utiliza también como revestimiento de paredes e instalación de tabiquería, sin embargo, las láminas que se emplean para el techo no son las mismas, porque el espesor para el techo es de 13 mm y para las paredes hay variaciones de acuerdo a las necesidades del cliente.

¿Cómo será el proceso de instalación?

La instalación del pladur es bastante sencilla vas a requerir de algunas herramientas, y, sobre todo, de una grúa elevadora para colocar las placas en su lugar. El primer paso de la instalación es la colocación de los perfiles, luego se colocan las placas y por último se empasta, se sellan las juntas y se coloca la iluminación. Aunque todo puede parecer muy fácil a simple vista, lo mejor es contar con personal especializado que haga un trabajo impecable y te dé los mejores resultados.

¿Cuál es el precio?

El precio de la instalación de los techos de pladur varía dependiendo de algunos aspectos, por ejemplo: los metros cuadrados que quieras cubrir con las placas, el tipo de material que decidas colocar, si serán láminas continuas, entre otros aspectos.

No obstante, el precio puedes calcularlo siguiendo esta guía:

  • La instalación de techos de pladur tiene un coste aproximado entre 18 y 45 €/ por m2.
  • La mano de obra oscila entre 8 y 15 €/ por m2.
  • Los techos de pladur continuo tienen un coste 18 y 30 €/ por m2, si se incluye el material aislante y otros agregados el precio aumenta llegando a 40 o 45 €/m2

Si te decides por un techo de pladur la mejor opción es que contrates un equipo de profesionales. En Reiteman, empresa de reformas integrales, contamos con el personal para conseguir los mejores resultados en tus espacios. No dudes en contactarnos.

Barbacoa de obra: ¿Cómo se hace y cuál es su precio?

Si cuentas con un jardín, terraza o simplemente un espacio adicional en tu vivienda, tal vez quieras tener una barbacoa de obra, la idea de disponer de este recurso es muy agradable, a la vez que resulta muy útil para realizar algunas reuniones y compartir con tus familiares y amigos.

De igual forma, si tienes esta idea en tu mente quizás te interese saber cuál es el coste de una barbacoa de obra, así como estar al tanto de los diferentes tipos de barbacoa de obra que puedes encontrar en la actualidad, y por supuesto, conocer cómo se hace.

¿Cómo se hace una barbacoa de obra?

La construcción de tu propia barbacoa de obra será mucho más duradera que cualquier otro modelo industrializado, además podrás tenerla con la forma y diseño que quieras.

Para hacer una barbacoa tendrás que contar con ciertos materiales, por ejemplo:

  • Ladrillos macizos y refractarios.
  • Cemento.
  • Piedras o revestimiento para la barbacoa.
  • Plancha de hormigón.
  • Perfiles metálicos.
  • Machihembrado.
  • Campana (opcional).

De igual forma, existen ciertos kits o estructuras prefabricadas para facilitar la construcción de tu barbacoa de obra aunque es importante considerar algunos detalles, por ejemplo: la instalación de algún punto de luz, una llave de agua cercana, entre otros, todo dependerá de tus necesidades.

Así mismo, es vital preparar la zona dónde se ubicará la barbacoa de obra, te recomendamos un soporte de hormigón, ya que, resulta más práctica y útil para trabajar y evitar futuros hundimientos.

De igual manera, tienes que considerar las herramientas básicas de albañilería, así como algunos implementos de seguridad en el momento de llevar a cabo la construcción de tu barbacoa de obra.

Tipos

Si te descantas por una barbacoa de obra, debes conocer los diferentes tipos:

Barbacoa de obra sin campana.

Su estética es más sencilla, por lo que permite tener una mejor visión de los alimentos que se cocinan, también resulta más económica y puede aportar un diseño minimalista.

Barbacoa de obra con campana o chimenea.

Cuenta con un acabado más definido, permitiendo una mejor circulación del aire y conducción del humo. Este diseño es más seguro, porque el tipo de construcción minimiza los inconvenientes que puedan ocasionar la lluvia o la caída de algún objeto.

Barbacoa de obra según el material.

Por lo general las barbacoas de obra se elaboran a partir de tres materiales que poseen diferentes características y cualidades.

  • Hormigón: es uno de los materiales más económicos y suelen combinarse con otros, para resaltar su diseño.
  • Ladrillo: son las más habituales, permitiendo crear una variedad de diseños y estilos únicos, ofreciendo gran resistencia y durabilidad. Además, su limpieza es más sencilla.
  • Piedra: aporta un estilo rustico y elegante, además de combinar perfectamente con tu jardín o terraza.

Precio

Existen una variedad de modelos y precios en el mercado, los diseños o kits prefabricados pueden oscilar entre los 200 y 400 euros, no obstante, estos modelos solamente disponen de la estructura faltando un diseño atractivo para su ubicación.

No obstante, si deseas un tipo barbacoa de obra más completo, puedes considerar el tipo de material, por ejemplo: una barbacoa de hormigón tiene un coste aproximado entre los 350 y 600 euros. Así mismo, una de ladrillo fluctúa entre los 600 y 900 euros y una de piedra entre los 800 y 1500 euros.

Cabe destacar que, todo dependerá del tipo de diseño y decoración que desees, así como la instalación de una campana, si decides hacerlo tú mismo debes evaluar los costes de los materiales que pueden oscilar entre los 300 y 800 euros, esto sin tener en cuenta la inversión en las herramientas que necesitarás para llevar a cabo el trabajo. 

Si te agrada la idea de disfrutar de una barbacoa de obra, no lo dudes más y contáctanos, en Reiteman, empresa de reformas integrales situada en Madrid,  te ayudaremos en la construcción del diseño que más te agrade en tus espacios. Con una barbacoa de obra podrás disfrutar de ese sabor especial que obtienen las comidas que se preparan en ella, además de tener la excusa perfecta para compartir con tus familiares y amigos cada vez que te provoque.

También te puede interesar saber qué opciones de barbacoa existen para un piso.

Panel de sándwich: ¿Qué es y cuál es su precio?

Sin duda, el panel de sándwich es uno de los materiales que más se ha destacado en el área de las reformas en los últimos años, su origen surgió como una solución rápida para realizar el cerramiento en fachadas industriales, sin embargo, la evolución y la versatilidad de este producto han logrado adaptarlo a las nuevas necesidades en el campo de la construcción.

La estructura y diseño actual del panel de sándwich, lo hacen ideal para cerramientos en la construcción industrial y residencial, fachadas, cubiertas de techos y particiones interiores, además su precio es un punto a su favor, y por supuesto, las cualidades y mejoras tecnológicas que han sufrido a largo del tiempo lo ubican como uno de los más competitivos en el mercado frente a otros materiales que requieren de una inversión mayor.

¿Qué es un panel de sándwich?

El panel de sándwich está formado por dos capas o paneles de cobertura exterior metálica y no metálica, con un núcleo elaborado de espuma aislante de poliuretano, siendo muy ligeros y capaces de soportar grandes cantidades de peso sin deteriorarse o sufrir algún daño.

Como hemos dicho anteriormente, es muy utilizado para realizar cerramientos, además funcionan de manera excelente como aislante térmico y acústico, gracias a su núcleo de poliuretano. De igual forma, sirve para impermeabilizar cubiertas o como revestimiento exterior. En general este material está presente en establecimientos comerciales, centros deportivos, en la industria de la construcción y refrigeración, así como en el sector residencial, su campo de aplicación cuenta con una multitud de usos.

Ventajas de panel de sándwich

Las ventajas que ofrece este material en relación a su precio y calidad son insuperables. El  panel de sándwich cuenta con una larga vida, además no requiere invertir en un mantenimiento constante, si se daña una pieza se puede sustituir o reparar sin afectar toda la estructura. Otras ventajas que ofrece son:

  • Aislamiento térmico.
  • Aislamiento acústico.
  • Fácil sistema de instalación y montaje.
  • Bajo grosor y peso.
  • Mantenimiento sencillo.
  • Alta resistencia a los agentes atmosféricos.
  • Resistencia al fuego.
  • Magnifica apariencia y aspecto estético único.
  • Precios competitivos.
  • Contribuye con el ahorro energético.
  • Reducción de los tiempos de instalación.
  • Impermeabilidad de cubiertas y tejados.
  • Ahorro de otros materiales.
  • Su colocación genera pocos residuos.
  • Puede integrarse perfectamente con paneles solares.

¿Cuál es su precio por m2?

El panel de sándwich es un elemento de construcción adaptable a múltiples proyectos, sin embargo, su precio varía en relación a las necesidades de construcción, así como, a los materiales utilizados para su fabricación y el espesor del mismo. Para que te familiarices con su precio, aquí te mostramos algunos de ellos en base a su material de fabricación:

  • Teja: oscila entre los 30 y 40 euros.
  • Aluminio: oscila entre los 40 y 50 euros.
  • Madera: oscila entre los 50 y 60 euros.
  • Acero galvanizado: oscila entre los 70 y 80 euros.

Lo cierto, es que todas las características y ventajas que ofrece este material son relevantes a la hora de realizar alguna reforma, el precio final representa una inversión a largo plazo, pero siempre es importante trabajar con materiales de primera que garanticen la calidad, además de que sean provenientes de empresas de confianza y de gran reputación.

Ventanas de aluminio o PVC: Diferencias. ¿Cuál es la mejor opción?

La elección de un tipo de ventana puede ser una decisión difícil, no solo basta con comparar sus costes, es necesario evaluar otras características como seguridad, resistencia, aislamiento, luminosidad o simplemente el diseño acorde con tu estilo decorativo. Además, es necesario que tengas en cuenta que la elección de una ventana es un elemento que permanecerá un largo tiempo en la fachada de tu vivienda, y como no puedes optar por cambiarla de la noche a la mañana, te mostraremos las diferencias entre las ventanas de aluminio o PVC, para que puedas escoger la mejor opción de acuerdo a tus necesidades y gustos.

Diferencias entre ventanas de aluminio o PVC

Probablemente, es la hora de renovar tus ventanas y necesitas realizar una comparativa entre las ventanas de aluminio o PVC, aquí te mostramos algunas diferencias entre estos dos materiales.

Tipo de material

Para empezar, el aluminio es un metal ligero maleable de aspecto blanquecino y plateado, con bajas propiedades de aislamiento ante los cambios de temperatura y el ruido, a diferencia del PVC, que es un material plástico obtenido de policloruro de vinilo con baja conductividad térmica, por lo tanto, posee propiedades más aislantes que el aluminio.

Precio

A la hora de diferenciar estos dos materiales siempre es necesario evaluar sus costes, se podría decir que las ventanas de PVC, resultan más económicas que las ventanas de aluminio, siempre y cuando se comparen ventanas con características similares.

Aislamiento térmico

El aluminio por ser un metal no posee cualidades aislantes frente a los cambios de temperaturas, a diferencia del PVC que no es conductor del frio ni el calor, ofreciendo un mejor aislamiento térmico.

Insonorización

Las ventanas de PVC absorben mejor el impacto acústico externo, garantizando un mejor aislamiento ante los ruidos, comparándolas con las ventanas de aluminio que vibrarán ante el ruido exterior.

Acabados y estéticas

En este aspecto las ventanas de aluminio poseen un perfil más refinado, además cuentan con una variedad más amplia de colores que las ventanas de PVC.

Condensación

Otra diferencia es la condensación de los materiales, el PVC evita este ciclo en contraste con las ventanas de aluminio. No obstante, es necesario que tengas en cuenta que si tus ventanas poseen un cristal estas van a condensar, así como también lo hará el marco de aluminio.

Ahorro energético

De igual forma, ya observaste que las ventanas de PVC ofrecen un mejor aislamiento en comparación con las ventanas de aluminio, lo que se traduce a una menor pérdida de energía, esto influirá directamente en los costes de climatización y ahorro energético.

¿Cuál escoger?

Has llegado al punto central sobre cuál escoger ¿ventanas de aluminio o PVC?, habría que decir que no todas las ventanas de PVC y aluminio son iguales, tampoco es justo comparar una ventana de PVC de alta gama con una de aluminio de baja gama. Así que, no resulta equitativo dar una repuesta definitiva a esta pregunta, estos son dos materiales con diferencias significativas aptos para ajustarse a las necesidades específicas del cliente.

Sin embargo, ya que conoces las diferencias podrás tomar la mejor decisión, aunque podemos recomendarte la asesoría de un profesional en la rama que te ayuden a seleccionar la mejor opción para tu vivienda.

Lavabos suspendidos: Ventajas y dónde comprarlo

Los lavabos suspendidos son una tendencia en la reforma de baños, ya que, ofrecen múltiples ventajas a tu espacio, entre ellas su adaptación perfecta a sitios reducidos o esquinas.

Hubo un momento en el que los lavabos con pedestal fueron los más codiciados, no obstante, con la evolución de las nuevas tecnologías y la preferencia por un estilo minimalista, se apuestan por diseños más sencillos, ya no es habitual piezas de lavabo muy recargadas, por lo que los lavabos suspendidos son una opción muy tentadora.

Ventajas de los lavabos suspendidos

Este tipo de lavabos son aquellos que quedan fijos a la pared mediante soportes internos, dejando libre el suelo y aportando una estética ligera a tu baño. Entre las ventajas se pueden resaltar las siguientes:

1.    Generan una mayor amplitud

Son ideales para los espacios pequeños, ya que, dan una percepción de amplitud a tu baño.

2.    Facilitan la limpieza

Podrás limpiar fácilmente el suelo, evitando cualquier acumulación de residuos, además, los lavabos suspendidos no tienen juntas y uniones a las cuales sea difícil de acceder.

3.    Versatilidad en la altura

La altura ya no es un problema, los lavabos suspendidos pueden ser colocados según tus gustos y necesidades. Es posible que te decantes por un lavabo más alto para evitar salpicaduras.

4.    Estilo moderno y minimalista

Sin duda, los lavabos suspendidos darán un estilo moderno y minimalista a tu baño, su geometría es más limpia, con líneas sencillas y rectangulares.

5.    Resaltan más tu suelo

Si realizas una reforma de suelo, en ocasiones este no se puede apreciar cómo debería ser, ya que, se encuentra cubierto por tus muebles o accesorios, en cambio con los lavabos suspendidos podrás visualizar en todo su esplendor tu nuevo suelo.

6.    Adaptable a cualquier espacio

Al colocarse directamente sobre la pared, no necesita apoyarse sobre ningún mueble, ahorrando espacio y adaptándose a cualquier lugar disponible.

¿Dónde comprarlos?

Son diversos los modelos y colores de lavabos suspendidos, además resulta fácil reconocer sus beneficios y puedes encontrarlo en toda España, en una gran variedad de tiendas.

Por ejemplo, un lavabo de cerámica de primera calidad en color negro de dimensiones 450x250x120 mm lo puedes comprar a través de Amazon.

De igual forma, en Hudson Reed con delegaciones en Madrid y Barcelona podrás conseguir una amplia gama de lavabos suspendidos para los más exigentes gustos.

Así mismo, descubre la extensa variedad de lavabos suspendidos con diferentes medidas y tamaño en Leroy Merlin.

Una vez que conoces las ventajas que brindan los lavabos suspendidos, puedes notar que son una excelente alternativa para aquellos baños que disponen de espacios reducidos o que buscan un estilo de ligereza y elegancia.

precio placas de pladur

Las placas de pladur son uno de los materiales imprescindibles en la albañilería, cuando se habla de instalación de techos y trabajos de interiores. Así que si tienes pensando remodelar tu techo o reformar tu vivienda, esta puede ser una gran opción para ti. Por eso, te invitamos a seguir leyendo para conocer el precio de las placas de pladur.

¿Qué medidas tienen las placas de pladur?

Las placas de pladur se componen de una lámina de yeso cubierta por capas de cartón entramado de acero galvanizado y lana mineral o roca. También cuentan con terminaciones lisas y uniformes para conceder un mejor acabado.

Ya hablamos con anterioridad de los diferentes tipos de placas de pladur según necesidades,hacemos un resumen: las placas verdes, quizás las más demandadas, son perfectas para repeler la humedad, mientras que las placas rosas son mejores para resistir al fuego, y por último, las placas perforadas son ideales para el aislamiento acústico.

Por su parte, las medidas de los tableros de estas placas pueden variar bastante. Existen una gran cantidad de medidas que abarcan desde los 2,50 mts hasta los 3,000mts, con ancho de 1,20 mts y espesores de 10, 13, 15, 19 y 25 mm. Lo más recomendable es inclinarse por opciones que sean más convenientes para la obra a realizar.

Precio de las placas de pladur

Gracias a sus increíbles posibilidades, usos y beneficios las placas de pladur se han convertido en toda una alternativa en el momento de reformar. Por tanto, en la actualidad  es posible conseguir en el mercado una gran variedad de precio de placas de pladur dependiendo de sus especificaciones como tamaño y presentación. Los precios de las placas de pladur oscilan entre los 10 y 30 euros.

La instalación de las placas de pladur es realmente fácil y sencilla. Y es que solo basta con fijar unas cintas de papel, teniendo sumo cuidado en evitar la formación de aire, colocar la lámina, rellenar con lana de roca y colocar la otra lámina. Luego, solo basta con agregar un poco de pintura, empanelado o alicatado y ¡voalá!

Las placas de pladur son excelentes para quienes no quieran gastar demasiado tiempo o dinero en una reforma. Permiten renovador tus espacios de una forma simple y bastante económica. Si buscas una empresa de reformas que pueda ayudarte, en Reiteman contamos con los mejores y más capacitados profesionales en el área. No dudes en consultarnos.

Tipos de rodapié

En ocasiones cuando se realiza una instalación o reforma del suelo, se suele olvidar el rodapié. Un accesorio muy importante que protege la pared de golpes y manchas y además permite integrar dos superficies distintas (pared y suelo) de una forma atractiva y elegante.

No hay duda que la parte inferior de la pared es la zona más expuesta, pero con la instalación del rodapié, también se puede ocultar algún detalle que presenten los bordes del suelo, sobre todo aquellos que requieren de juntas de dilatación, es por ello que vamos a ver los diferentes tipos de rodapié que hay en el mercado, así como los distintos precios.

Tipos de rodapié

El rodapié o también conocido con el nombre de zócalo, está hecho con piezas longitudinales de diversos materiales que se fijan fácilmente a la pared apoyándose sobre el suelo. Hay diferentes tipos según material:

Madera maciza

Por lo general, este tipo de rodapié se instala sobre suelos de madera para producir un efecto armónico y continuo. Existe mucha variedad en el mercado, por ejemplo: roble, pino, abedul, entre otras.

Baldosa

De la misma forma, la baldosa que se coloca sobre pavimento puede servir para crear el rodapié del mismo material, aportando una gran protección a la pared, y no necesita mantenimiento alguno.

DM

Es un aglomerado de fibras de madera prensadas de gran fortaleza y resistencia. Así mismo, tienes distintas presentaciones:

  • Laminada: imita perfectamente la madera a un coste accesible.
  • Rechapado: consiste en una lámina de madera natural adherida sobre DM.
  • Crudo: para que lo puedas pintar o lacarlo tú mismo, según tus gustos y necesidades.

PVC

Son una buena opción para el rodapié de la cocina y el baño, ya que, resiste muy bien la humedad, su instalación es sencilla y tiene un bajo coste.

Piedra natural

Suelen ser de mármol o granito, su precio varía según el material, sin embargo, requiere ser instalado por un especialista.

Tipos de rodapié según su instalación

También los rodapiés se diferencian en cuanto a su tipo de instalación:

  • Superpuesto: su instalación es más sencilla y es uno de los más habituales.
  • Integrado: actúa como una prolongación de la misma pared.
  • Rehundido: su instalación es poco común, ya que, requiere de una reforma integral de la pared.

Tipos según su canto:

Del mismo modo, un aspecto importante en relación al rodapié, es el tipo de canto, es decir, una vez instalado como se verá su borde superior.

  • Recto.
  • Redondo.
  • Con moldura.
  • Pecho de paloma.

Precio

Como habrás visto existe una gran variedad de tipos de rodapié, así mismo es necesario considerar el precio por su instalación. Si decides hacerlo tú mismo te recomendamos adquirir un porcentaje (10%) adicional del material que elijas, en caso de que surja algún daño o ruptura durante la colocación.

Por lo general los costes del material se calculan en función de cada 10 mts2 aproximadamente. Por ejemplo:

  • Roble: 50-60 euros.
  • Pino: 20-30 euros.
  • Baldosa: 30-40 euros.
  • DM laminado: 15-30 euros.
  • DM rechapado: 25-40 euros.
  • PVC: 15-30 euros.

Así mismo, hay que sumarle el material de adherencia que utilizarás y cualquier otro elemento necesario para realizar la instalación correcta de acuerdo al material elegido. No debes olvidar los costes por la desinstalación de tu viejo rodapié. 

Por otro lado, conociendo los diferentes tipos de rodapié, esperamos que te descantes por el que más se adapte a tus necesidades, puedes instalarlo de madera, laminados, entre otros, con todo tipo de canto. En REITEMAN, empresa de reformas integrales, estamos dispuestos a asesorarte para que puedas decidirte por la mejor opción.

Cómo lacar puertas

Si quieres mejorar notablemente el aspecto de tus puertas para obtener un acabado profesional, la mejor opción para lograr ese propósito es mediante el lacado de puertas. En este artículo te explicaremos que significa lacar puertas y qué tipo de pintura puedes utilizar para este proceso.

Para empezar, es necesario saber qué es lacar una puerta. Es un proceso que consiste en aplicar un tipo de esmalte o laca, que dependerá del tipo de material de la puerta (madera o metal). No obstante, es importante realizar un proceso previo para su correcta aplicación, debido a las características de esta clase de producto.

¿Qué significa lacar puertas?

La laca aporta una capa protectora brillante que mejora la textura natural del material. Lacar es un trabajo que requiere de mucha atención en cuanto a los detalles, generalmente se aplica laca para conseguir un efecto satinado y liso. La mejor forma de aplicar el producto es utilizando una pistola de pintura, ya que, permite obtener un acabado más uniforme.

Sin embargo, para poder lacar puertas de forma correcta, es necesario una preparación previa que va desde:

  1. Desmontaje de la puerta: quita los herrajes, bisagras y manillas de la puerta.
  2. Coloca la puerta en un espacio cómodo y abierto para trabajar con facilidad el lacado.
  3. Lija la puerta: antes de lacar puertas, lija su superficie con cuidado para eliminar pinturas o barnices anteriores, utiliza un papel de lija o una lijadora eléctrica. De igual forma, puedes utilizar algún disolvente para remover la pintura. También es necesario lijar los marcos de las puertas.
  4. Aplica la imprimación: limpia bien el polvo de lijado para aplicar la imprimación, logrando que la laca pueda tener una mejor adherencia. Ten cuidado y espera los tiempos de secado del fabricante.
  5. Lacado: aplica la laca con cuidado, si utilizas brocha o rodillo trata de no recargar alguna zona, aplica las capas que sean necesarias y realiza un lijado fino entre capa y capa.
  6. Secado y montaje: Esta es la parte final, ya cuando se cumplen los tiempos de secado podrás montar nuevamente la puerta y todos sus accesorios.

¿Qué tipo de pintura utilizar?

Existen diversos tipos de pintura para lacar puertas, entre ellas encontrarás:

Laca de nitrocelulosa

Se caracteriza por un secado rápido y un acabado brillante, sin embargo, es sensible a los rayos solares y otorga un color ámbar a la superficie.

Laca acrílica

Ofrece una capa protectora extra y sellante sobre la superficie, tiene durabilidad en el tiempo por lo que no se decolora fácilmente, debe aplicarse con cuidado, ya que, es toxica e inflamable.

Laca catalizada

Presenta una consistencia más gruesa en comparación al resto, así mismo es de gran durabilidad ante golpes y arañazos.

Laca a base de agua

Una característica que resalta de este tipo de laca es que no es toxica, ni inflamable, además su acabado es más claro y fino. Su tono brillante es ideal para las puertas de madera.

Laca en colores

Para los amantes de un estilo moderno, las lacas de colores ofrecen una protección extra a los diversos materiales.

Si te decantas por lacar tus puertas verás cómo se renueva  la imagen de tu vivienda, además el lacado se adapta completamente a cualquier estilo decorativo y podrás elegir entre una gran gama de tonos vivos y vistosos. En REITEMAN, empresa de reformas generales, situados en Madrid, también le damos un nuevo aire a tus puertas, no dudes en contactarnos.

piscina de poliéster

Cuando el calor agobia, lo primero que deseamos tener en casa es una piscina, y hoy vamos a hablar de la piscina de poliéster como ya lo hicimos de piscinas de obra. Una excelente opción para incluir en nuestra casa y poder no sólo mitigar el calor, si no también, disfrutar con amigos y familia.

Beneficios de piscina de poliéster

Las piscinas de poliéster, también llamadas monobloc, están elaboradas como su propio nombre indica en resina de poliéster, y se trata de un vaso, que es enterrado dejando su borde a nivel exterior.

  • Cuenta con una gran diversidad de formatos, que van desde los más sencillos y tradicionales, hasta impresiones de formas llamativas, que darán un aspecto asombroso.
  • Su instalación es fácil y rápida, en comparación con las piscinas comunes de obra, ya que no se necesita hacer la piscina, simplemente se debe acondicionar el suelo para su colocación, adecuación de tubos, y bordes, por lo que su instalación puede ser tan solo en 7 días.
  • Sus costes son reducidos, cotejándolo con la elaboración de una piscina tradicional. Ya que gastará menos material, por ser más sencillo el proceso de acondicionamiento, instalación del vaso, tuberías, y realización de bordes.
  • No requiere de mantenimientos especiales. Por su material, las piscinas de poliéster requieren menos mantenimiento para controlar el PH, y este suele hacerse de manera más fácil.
  • No hay fugas, ni filtraciones de agua, ya que son monocasco, esto impide que pueda existir algún quiebre aunque su reparación se puede realizar con el mismo material.
  • Estas piscinas de poliéster son de fácil desmontaje, ya sea que, requieras cambiarla de posición por alguna necesidad específica, si vas a realizar alguna reforma, o si vas a mudarte de casa, es ideal, ya que puedes trasladar también la piscina.
  • La adaptabilidad a los espacios, es una de las mejores características de este tipo de piscinas, ya que se pueden ajustar a espacios pequeños como azoteas, o bien a jardines grandes, escogiendo el tamaño adecuado e ideal.

¿En qué consiste su instalación?

En comparación con una piscina de obra tradicional, la instalación de una piscina de poliéster es muchísimo más sencilla, rápida y por ende más económica. Sus tiempos de instalación son muy llamativos, ya que en apenas 7 días aproximadamente, puedes disfrutar de tu piscina nueva.

Excavación

Para empezar, se llevará a cabo el proceso de excavación, según la profundidad, el largo y el ancho que se haya seleccionado para el terreno. Asegurándonos dejar el espacio suficiente para la tubería. Es común, en pleno procedimiento ir humedeciendo la tierra, para que esta se vaya adaptando a las paredes de la piscina.

Instalación del vaso

Tras tener acondicionado el terreno, y el espacio suficiente según las proporciones, se procede a alojar la piscina de poliéster, asegurándose de que ninguna pared, quede presionada por cúmulos de tierra que puedan deformarlas, o que la piscina pueda apretar la tubería.

Tubería de depuración

Asegurar un espacio para instalar el cuarto de depuración, es decir, el lugar donde estarán todos los controles de las tuberías provenientes del desagüe de la piscina, y de su regulación para el mantenimiento. Se debe proceder a la instalación de tuberías, y su correcto funcionamiento.

Aplicación de bordes

Una vez verificada la adecuada instalación del vaso, así como, el funcionamiento de las tuberías, se procede a aplicar los bordes de la piscina. Estos pueden contar con una serie de formatos y accesorios, complementados por las posibles escaleras que pueda traer el vaso, según sus gustos.

Algunas recomendaciones

Las piscinas de poliéster son una maravillosa opción, ya que te ayuda a ahorrar tiempo y dinero, para disfrutar de una excelente distracción, y con muy buena calidad. Además de sus magníficas características, podrás tener en cuenta las siguientes recomendaciones.

En aquellos momentos donde la piscina no vaya a ser usada, es aconsejable colocarle una cubierta, o toldo, que la protegerá de los rayos del sol, y evitará que el material pueda sufrir algún desgaste o descoloramiento.

No es recomendable mantenerla vacía durante más de 24 horas, ya que, durante ese tiempo, las paredes pueden sufrir cambios debido a la presión de la tierra al no contar con el soporte que genera el agua.

Es ideal aplicar mantenimiento a los bordes de la piscina con cera, para alargar su vida útil. Para ello no es necesario vaciar por completo, solo desocupar unos centímetros y proceder a realizarlo, cada 5 meses aproximadamente.

A pesar de lo rápido y sencillo que puede ser la instalación de una piscina de poliéster, es recomendable realizar todo el proceso de verificación de espacio, o terreno, selección de vaso e instalación, acompañado por profesionales en el área, para asegurar el correcto funcionamiento de la misma.