Si estás pensando en hacer una reforma integral en tu vivienda, no querrás que nada salga mal. Así que para evitar cualquier tipo de inconvenientes antes, durante y después de la obra debes tener en consideración ciertos aspectos que son de vital importancia. Así que para evitar que pases un mal rato, mientras reformas tu vivienda, aquí te contaremos todo lo que necesitas saber sobre el antes y después de las reformas integrales.

Qué debes considerar antes de una reforma integral

Antes de dar el paso, debes asegurarte de no dejar nada al azar, ya que el antes y después de las reformas integrales es tan importante como la propia obra. Pero empecemos por el principio:

  • Antes que nada, asegúrate de saber qué es lo que realmente deseas remodelar, y que la obra no se salga del presupuesto del que dispones para llevar a cabo la reforma.
  • Establece prioridades y comienza por lo que sea más urgente.
  • Consigue la asesoría de un profesional en el área. De esta forma evitarás que algo salga mal durante la reforma, además de cumplir con todos los tramites necesarios para realizar la obra.
  • Visualiza lo que deseas obtener como resultado final y mantente en constante comunicación con la empresa que esté realizando la reforma, así tendrás seguridad de que todo quedará como realmente quieres.
  • Establece el tiempo en el que deseas que culmine la obra. Esto debes definirlo conjuntamente con el contratista.
  • Define las condiciones de entrega, garantías, y otros aspectos importantes con la empresa encargada de realizar la reforma.

Qué debes considerar antes de una reforma integral

Una vez que la obra esté acabada, el trabajo no ha finalizado. Ahora es momento de verificar que todo se haya ejecutado de acuerdo con lo previsto, y que no se haya presentado ningún problema en el camino. Así que asegúrate de que no se te escape nada:

  • Verifica que la obra haya finalizado en su totalidad y que la empresa contratada haya cumplido con todo lo establecido previamente.
  • Asegúrate de que se hayan empleado los materiales adecuados y por los que has pagado.
  • Revisa con detenimiento los acabados y otros detalles de la decoración y la remodelación en general.
  • Asegúrate de que no hayan quedado escombros en las zonas remodeladas.
  • Si sientes que algo no se ha cumplido como se definió antes de iniciar, no dudes en hacérselo saber al contratista.

Recuerda que el antes y después de una reforma integral va a depender de lo que estés buscando y del toque personal que quieras imprimir en tu vivienda. Pero si tienes alguna duda, no dudes en contactar con nuestros profesionales en Reiteman, somos una empresa de reformas integrales de Madrid.

Te invitamos también a que veas nuestros proyectos en reformas integrales donde podrás ver también los antes y después.

0 comentarios
Dejar un comentario¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *